¿Fracasó el chavismo?, por José Guerra

Héctor E. Schamis: La sensatez de Iván Duque